• Archivos

  • Archivo por días

    diciembre 2019
    L M X J V S D
    « Jun    
     1
    2345678
    9101112131415
    16171819202122
    23242526272829
    3031  
    • 798.830
  • Comentarios recientes

    Jose en Diego Conde ya tiene su p…
    Presentan alegacione… en TURCÓN PRESENTA ALEGACIONES AL…
    Medioambiente: ‘Del… en Programa anual 2019. Compromis…
    La diferencia entre… en Turcón considera intolerable l…
    Directorio 15M en Denuncia a Europa: en defensa…
  • Meta

  • Categorias

Biografía de un gran incendio forestal

La vida de un incendio forestal no comienza con una ignición. Una llama por sí misma no es capaz de generar un gran incendio. Para ello necesita además de combustible y un medio de propagación adecuado (comburente). Por eso, para escribir la biografía de un gran incendio forestal vamos a tener que empezar por su nacimiento… el de Canarias.

* Por Luis Francisco Sánchez López

Canarias es un archipiélago de origen volcánico ubicado en la región subtropical del Planeta, cálida y de precipitaciones modestas. Su relación con el fuego se remonta a sus orígenes. No en vano, algunas de las especies canarias más representativas necesitan de él no sólo para reproducirse, sino también para mantener en buen estado su ecosistema. Se les denomina especies “pirófitas”. Sin embargo, en aquel momento de génesis natural de Canarias, los únicos agentes capaces de iniciar una ignición eran los naturales, normalmente volcanes y rayos, y afortunadamente eran de carácter puntual.

Muchísimo tiempo después de su nacimiento llegaron los primeros pobladores humanos. De eso hace aproximadamente 2.000 años. Sabemos que, sin embargo, la explotación del territorio era entonces mucho menos intensiva que después de la conquista. No obstante, desde que esta última se produce y hasta mediados del siglo XX se intensificó la deforestación de las islas en la que se combinaban la ocupación del territorio para la generación de pastos y la creación de asentamientos rurales, con el uso de la madera como combustible entre otros y diversos usos madereros, lo que originó el alarmante grado de deforestación que alcanzaron la islas. En los inicios del s.XX se realizan importantes campañas de reforestación de pinares, lo que supuso la recuperación del suelo y el aumento de la capacidad de recarga de los acuíferos. Claro, que hay que reseñar que esta especie es una de nuestras “pirófitas” por excelencia.

Paralelamente, a lo largo de estos siglos y con intención de darle un uso práctico, se introdujeron gran número de especies exógenas de carácter invasor como la caña común o los eucaliptos. Todas ellas son especies altamente inflamables, y a ellas se le han añadido otras altamente invasoras e introducidas más recientemente de forma “accidental” como el rabo de gato. Actualmente suponen un importante vector de propagación de los incendios forestales, ya que la situación de abandono de la agricultura y la ganadería han supuesto que también se abandone su aprovechamiento. Sigue leyendo

TAGARAGUNCHE HACE PROPUESTAS EN EL PATRONATO DEL PARQUE NACIONAL DE GARAJONAY

El pasado jueves se celebró la primera reunión del Pleno del Patronato del Parque Nacional de Garajonay tras el incendio. Asistieron prácticamente todos los miembros de este órgano y algunos invitados de excepción, como el Director General de Protección de la Naturaleza y los directores de los Parques Nacionales del Teide y Caldera de Taburiente. Tras un recorrido explicativo por algunas de las zonas afectadas del Parque, tuvo lugar la sesión monográfica sobre el incendio. En ella se aprobaron el informe preliminar de evaluación de daños y las líneas de actuación urgente post-incendio.

Participantes en el Pleno del Patronato del P.N. de La Gomera- Foto Tagaragunche

Respecto al informe podemos destacar la aportación de datos casi definitivos (a la espera de estudios de detalle) sobre las superficies afectadas. Estas estimaciones provisionales indican una superficie total afectada que ronda las 2.852 Ha, de las cuales unas 746 corresponden al Parque (es supone un 7,7% de la superficie total de la isla y de un 18,7 % de la superficie del Parque Nacional). El informe entra a detallar las superficies de cada hábitat y tipo de vegetación afectada, cultivos, infraestructuras, zonas habitadas etc.

Respecto a las líneas de actuación urgentes destaca un plan para evitar la erosión. Y es que, como reza el informe, si se producen lluvias fuertes a corto plazo, hay un alto riesgo de que algunas de las zonas incendiadas nunca más puedan soportar una vegetación boscosa, quedando sometidas a procesos de desertificación.

El resto de líneas de actuación aprobadas tienen un carácter menos urgente y serán desarrolladas en los próximos tres años. Se trata de acciones de repoblación, reposición de infraestructuras y equipamientos, recuperación de poblaciones de especies de flora amenazada, estudio del impacto del incendio en el ciclo hidrológico de la isla, en la recarga de sus acuíferos y en la erosión, programa de seguimiento ecológico de áreas afectadas, y acciones de comunicación, formación, difusión y voluntariado. Sigue leyendo

Calentamiento global, recortes y mala planificación: una combinación explosiva para los bosques

26 de agosto, por Naturaleza

Ecologistas en Acción manifiesta su enorme preocupación por la ola de incendios masivos de este verano, y reclama acciones urgentes y concertadas de todas las administraciones para afrontar a largo plazo una gestión adecuada que permita prevenir los incendios y mejorar el estado de la biodiversidad en nuestros montes.

Las más de 150.000 hectáreas quemadas este verano [1], en el peor período de incendios del último lustroVentana nueva, coinciden con los recortes masivos practicados por la mayoría de administraciones públicas (especialmente Comunidades Autónomas), en materia de prevención y gestión forestal. Actualmente, por citar un ejemplo, el 13 de agosto, la Junta de Castilla-La Mancha presentó un Expediente de Regulación de Empleo (ERE) para despedir a 680 personas de los dispositivos de extinción de incendios. Ecologistas en Acción denuncia asimismo el uso de soldados (Unidad Militar de Emergencias) para hacer frente a las llamas, puesto que se trata de personal en condiciones laborales mucho más precarias que nunca deberían sustituir a los especialistas en la extinción de incendios.

La falta de implicación política es clara, y viene de lejos. Si las Comunidades Autónomas recortan en medios, el Gobierno consideró que era prioritario que el Ministro de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, Arias Cañete, asistiera a una corrida de toros en Cádiz a que se pusiera al frente de la Sigue leyendo

A %d blogueros les gusta esto: