Desnudos sobre dos ruedas para defender el uso de la bici como transporte ecológico

Agencia  EFE.

  • Decenas de ciclistas pedalearán desnudos por las calles de Madrid el sábado 7 de junio.
  • La marcha se celebrará también ese día en otras ciudades españolas y del mundo.
  • Pretenden mostrar la «frágil carrocería» de loas ciclistas bajo lemas como ¡Apúntate a la trasgresión!

La madrileña plaza de Cibeles volverá a ser el escenario, el próximo sábado 7 de junio, de una Marcha Ciclonudista con la que los ciclistas de la capital de España, como los de otras ciudades del país y del mundo, quieren defender la bicicleta como medio de transporte ecológico.

Concentración Ciclonudista en Zaragoza en 2007

El colectivo Bici Crítica, en respuesta a un llamamiento de la Coordinadora de Colectivos Ciclonudistas de Aragón, ha hecho un convocatoria pública a los madrileños a participar en la quinta edición de una marcha a la que se debe asistir desnudo para mostrar la «frágil carrocería» de los ciclistas.

«¡Libera tu mente y tu cuerpo! ¡Disfruta de un paseo único por el centro de tu ciudad! ¡Apúntate a la trasgresión, a la irreverencia y no pidas permiso! ¡Arriba los indios metropolitanos! ¡Abajo la ropa y arriba la bici! ¡Quema el coche! ¡¡Justicia en las calles!!», proclama este colectivo en su convocatoria.

El año pasado, el 9 de junio, centenares de ciclistas desnudos tomaron las calles de varias ciudades españolas para «liberarlas de la tiranía de los coches»

Bici Crítica sostiene que «los ciclistas urbanos de toda edad y condición» utilizan la bicicleta «para ir a trabajar, pasear, hacer deporte, ir a comprar, ir a estudiar, ir a la piscina, ir al cine, ir a la biblioteca, a visitar a la familia…», porque éste es «el vehículo más ágil y racional para moverse en las ciudades».

Sin embargo, se sienten «desnudos ante el tráfico» y exigen «justicia en las calles».

Quieren «una ciudad más habitable, equilibrada, en la que el coche no imponga su ley de peligro, ruido y ocupación del espacio humano» y consideran «esencial facilitar las alternativas al automóvil privado: transporte público, caminar y la bicicleta«.

El año pasado, el 9 de junio, centenares de ciclistas desnudos tomaron las calles de varias ciudades españolas para «liberarlas de la tiranía de los coches» y defender este medio ecológico de transporte, en respuesta a la convocatoria de la Coordinadora de Colectivos Ciclonudistas, a la que se sumaron las principales urbes de más de 20 países del mundo.