• Archivos

  • Archivo por días

    agosto 2020
    L M X J V S D
     12
    3456789
    10111213141516
    17181920212223
    24252627282930
    31  
    • 808.569
  • Comentarios recientes

    Francisco Suarez Rod… en ISLANDIA
    GABRIEL EDUARDO ESPI… en Ruta urbana: Los Picachos,…
    Jaime González Gonzá… en Salvar la Tronera de Gáld…
    José Luis en Turcón-EeA lanza su programa a…
    Jazmina en Turcón-EeA lanza su programa a…
  • Meta

  • Categorias

El Tribunal Supremo carga contra “el desastre urbanístico” que corroe España

Un fallo pionero avala el uso del Derecho Penal por “la inoperancia administrativa”

RAFAEL MÉNDEZ – Madrid

El País, 29/12/2009

Después de una colosal burbuja inmobiliaria que ha dejado cientos de cargos públicos implicados en casos de corrupción urbanística, el Tribunal Supremo ha constatado “la desastrosa situación a la que, a pesar de la normativa legal y administrativa, se ha llegado en España respecto a la ordenación del territorio, incluida la destrucción paisajística”.

Después de una colosal burbuja inmobiliaria que ha dejado cientos de cargos públicos implicados en casos de corrupción urbanística, el Tribunal Supremo ha constatado “la desastrosa situación a la que, a pesar de la normativa legal y administrativa, se ha llegado en España respecto a la ordenación del territorio, incluida la destrucción paisajística”. En una sentencia en la que confirma las condenas a los responsables del escándalo de Andratx, en Mallorca, el tribunal justifica que, “ante la inoperancia de la disciplina administrativa, se acuda al derecho penal” para perseguir los escándalos urbanísticos con más eficacia.

El fallo, del que ha sido ponente Siro García, afirma que “la comunidad de ciudadanos es víctima de los despropósitos urbanísticos y que la administración urbanística también experimenta las consecuencias de las infracciones en materia de ordenación del territorio”. El tribunal replica así al recurso del ex alcalde de Andratx Eugenio Hidalgo, del PP, que alegó que construir en terreno agrícola podría merecer una sanción administrativa, pero no era tan grave como para recibir una sanción penal.

Sigue leyendo

A %d blogueros les gusta esto: