El PTECan hurta la participación a la ciudadanía

Turcón Ecologistas en Acción presenta alegaciones al Plan de Transición Energética de Canarias 2030

COMUNICADO DE PRENSA Junta Directiva de Turcón

El Colectivo Turcón – Ecologistas en Acción, después de conseguir que se le considere parte interesada en este proceso, ha presentado alegaciones ante la Viceconsejería de Lucha contra el Cambio Climático y Transición Ecológica del Gobierno de Canarias sobre el proceso, definición y  evaluación ambiental estratégica del Plan de Transición Energética de Canarias 2030 (PTECan 2030).

La primera y principal crítica al PTECan 2030 es sobre el proceso de participación ciudadana.

Desde este Colectivo tenemos que manifestar nuestro desacuerdo y decepción por la ausencia de procesos de participación ciudadana para la elaboración de este Plan,  por la forma de exposición del mismo, con urgencia, y que no anima a la participación real sobre el modelo energético de Canarias ni al análisis de alternativas.

No es admisible que un documento de 500 páginas más una serie de anexos técnicos, que ha costado años elaborar con todo un cuerpo de técnicos detrás, se tramite de urgencia para dar sólo 15 días hábiles para su estudio y elaboración de alegaciones, y que se rechace la ampliación de plazo de tan sólo un mes solicitada por este Colectivo.

Esta actitud de la Viceconsejería del Gobierno de Canarias nos parece un secuestro a la necesaria democracia que debe estar detrás de un proceso tan importante como este.

Un proceso de participación ciudadana real, en nuestra modesta opinión, debe ser un proceso mucho más complejo, respaldado por una voluntad política real de propiciar, promover e incluso incentivar la participación colectiva, antes incluso de comenzar con la redacción de nuevos documentos. Para de esta forma todos y todas, y resaltamos el término, podamos participar en la recreación del modelo de transición energética que queremos.

La otra gran crítica planteada es sobre el enfoque del Plan y el concepto de Modelo Energético que promueve.

El PTECan hace un planteamiento simplemente sustitutivo de fuentes de producción a costa del territorio canario pero sin la participación de la sociedad canaria ni de los demandantes finales de energía.

Pretende simplemente sustituir las fuentes de generación, desvinculadas de la demanda, a costa del territorio de las Islas y para beneficio de grupos de inversión que no tienen más interés que ganar dividendos con el jugoso negocio que se les pone en bandeja. El territorio y el mar canarios se convierten en meros espacios de especulación para que grupos de inversión generen plusvalías a costa de los recursos naturales de la Islas pero totalmente desconectados de las necesidades reales de cada usuario o demandante local de energía.

El PTECAN planteado no cuestiona el modelo de desarrollo canario y convierte a la producción de energías renovables como un fin especulativo en sí mismo y no lo plantea como un medio para satisfacer las necesidades sociales en un proceso de transición ecológica y energética.

En las alegaciones se reivindica también el suelo como elemento clave para fijar y secuestrar carbono

Este aspecto, no está contemplado en el PTECAN y cuando se proponen instalaciones o infraestructuras de energías renovables sobre suelo antropizado, como lo llaman (cualquier suelo agrícola está antropizado), se está olvidando que se está perdiendo, a largo plazo, la capacidad de albergar carbono de ese suelo y de drenar agua, así como la posibilidad de desarrollar sistemas agroecológicos para producción de alimentos y de regeneración forestal. Razones de más para prohibir cualquier tipo de instalación de energías renovables, especialmente de energía solar fotovoltaica sobre suelo.

Éste es otro aspecto clave que cuestionan las alegaciones de Turcón: las instalaciones de energía solar fotovoltaica sobre suelo, llamadas On-Shore.

Tal y como respalda la información disponible existe, en Canarias,  la superficie urbanizada capaz de absorber toda la fotovoltaica necesaria, sea de autoconsumo o plantas fotovoltaicas asociadas a infraestructuras. Por tanto, las instalaciones fotovoltaicas DEBEN ser integradas en edificios o zonas muy antropizadas asociadas a suelos de uso industrial, evitando siempre los suelos agrícolas productivos, potencialmente productivos o en proceso de naturalización.

El objetivo de esta propuesta es preservar los suelos agrícolas, rústicos o con protección que ya están empezando a ser ocupados masivamente por macrohuertas solares de forma especulativa. Tan solo en la zona Este y Sureste de Gran Canaria se están instalando o tramitando más de 60 instalaciones sobre suelo con una potencia nominal cercana a los 200 MWpico y una ocupación de suelo de probablemente más de 400 hectáreas, superficie equivalente a la que ocupa la Reserva Natural Especial de las Dunas de Maspalomas.

Prácticamente todas estas instalaciones están en manos de grupos financieros como Ecoener (a través de diferentes empresas pantalla), Naturgy, con CaixaBank como principal accionista, Gas Natural Fenosa, Iberdrola, y otros fondos de inversión especulativos que están acaparando prácticamente la totalidad del sector de generación de energías renovables en Canarias. Silenciosamente se están convirtiendo estas empresas, en los nuevos depredadores del territorio canario y sus recursos naturales.

En Telde ya destacan instalaciones de este tipo en la Finca Las Salinetas, El Caracol.

Por tanto reiteramos que “En el caso de la energía solar fotovoltaica, existe sobrada superficie urbanizada en Canarias con cubiertas que puede albergar este tipo de energía, sin tener que ocupar ni un solo metro cuadrado de suelo rústico”. Estimamos que cualquier terreno rústico o con potencial agrícola debe ser respetado y conservado, en aras de preservar la capacidad de “soberanía alimentaria” y/o “la riqueza paisajística” necesaria para el bienestar social y de la propia actividad turística.

En cuanto a las instalaciones de energía eólica que se están planteando no están teniendo ningún tipo de consideración hacia aspectos paisajísticos culturales ni de protección del suelo como recurso natural.

Uno de los primeros ejemplos llamativos por su impacto y ausencia de consideración es el parque eólico que se ha construido en la Montaña de Majadaciega o Masiega (denominado «Parque Eólico Los Nicolases de 6,9 MW en Majadaciega y Barranco de Balos» promovido por Gas Natural Fenosa Renovables, S.L.U.) que fue sometido a información pública en marzo de 2017. Varias personas se han puesto en contacto con nosotros alertados por el impacto que genera este Parque Eólico, y esto es sólo la punta de lanza de lo que se viene encima con Parques Eólicos en lugares emblemáticos y alejados de las demanda de energía eléctrica como La Pasadilla o el Campo de Volcanes de Rosiana y Altos de Jarcó.

También se ha alegado sobre el uso de biomasa y valorización energética de residuos, ya que la quema y biogasificación de la biomasa contenida en la materia orgánica de residuos agrícolas que promueve el PTECan compite con el compostaje, y a su vez con el abono de origen no químico, degradando por tanto el objetivo de salud proveniente de la alimentación.

El destino más provechoso para los residuos agrícolas, ganaderos y forestales sería cerrar el ciclo de materiales y paliar los procesos erosivos, mediante la elaboración de compost (valorización material) y devolución de la materia orgánica y los nutrientes.

A su vez el PTECan 2030 obvia la normativa que protege el patrimonio cultural de Canarias, aspecto que se ha solicitado que sea tenido en cuenta en las bases técnicas para la definición de localizaciones de la generación renovable, inclusive en edificios.

Por último se recordó que en la mal llamada estrategia de almacenamiento de energía eléctrica se debía reconsiderar el proyecto de Bombeo Reversible Soria – Chira, que no es más que un síntoma de un modelo de transición energética errado, y se ha instado a las administraciones públicas para que que promueva un plan de transición energética basado en energías renovables descentralizadas asociadas a los consumidores de energía eléctrica, a la gestión de la demanda y a las microrredes eléctricas inteligentes, y no en grandes infraestructuras que dañen el territorio y que sólo servirán para dar beneficios económicos a grandes grupos financieros desvinculados de Canarias.

Parque fotovoltaico en construcción en Salinetas apelmazando y destruyendo la capacidad de fijar carbono y de drenar agua del suelo

Ejemplo de cómo un Parque Eólico destruye el paisaje, promueve erosión y vertidos de escombros

Para ampliar información te aportamos las alegaciones y sus anexos

Informe de Alegaciones del Colectivo Turcón – Ecologistas en Acción a la definición y evaluación ambiental estratégica del Plan de Transición Energética de Canarias 2030

Documento de concepto Plan Transición Energética de Canarias

Píldoras informativas alternativas sobre la central de bombeo reversible Chira – Soria

Difundimos unas píldoras informativas sobre nuestras alegaciones al proyecto Chira-Soria. Pulsa sobre los enlaces para escuchar los audios con información del proyecto de bombeo.

Chira-Soria, bombeo ineficaz     

<a href=»https://go.ivoox.com/rf/92928148″ title=»Chira-Soria, bombeo ineficaz»>Ir a descargar</a>

Los datos confidenciales de Chira Soria

<a href=»https://go.ivoox.com/rf/92534280″ title=»Los datos confidenciales de Chira Soria»>Ir a descargar</a>

Los altos costes del Proyecto de Bombeo Reversible Chira-Soria

<a href=»https://go.ivoox.com/rf/92355423″ title=»¿ Sabias que ? Los altos costes del Proyecto de Bombeo Reversible Chira-Soria…»>Ir a descargar</a>

✅Red Eléctrica de España, S.A amplía su inversión «provisional» a 618 M€ y solicita al Ministerio incrementar su retribución, ocultando información sobre los costes.

✅Hemos presentado alegaciones demandando un plan de transición energética más justo basado en energías renovables descentralizadas, y no en grandes infraestructuras que dañen el territorio.

✅El proyecto es una carga eléctrica artificial para producir energía hidroleléctrica pero con recuperación sólo del 50% de la energía consumida.

👉🏼 Puedes ampliar información en: https://turcon.wordpress.com/2022/09/07/continuamos-firmes-y-reprobamos-el-proyecto-de-bombeo-reversible-soria-chira/

🗣️Puedes difundir esta información para que todas conozcamos cómo afecta este asunto al modelo de isla que necesitamos. 💚 GRACIAS💚

Ben Magec- Ecologistas en Acción apoya la manifestación convocada el 22 de octubre en Gran Canaria contra la central de bombeo reversible Chira- Soria

El pronunciamiento de la federación de ecologistas canarios fue tras el debate y toma de acuerdos de una proposición presentada y leída en el Consejo Federal por Turcón Ecologistas en Acción: la misma fue un mandamiento de la asamblea de Turcón del 15 de julio de 2022.

La Federación Ben Magec-Ecologistas en Acción, reunida el pasado sábado 8 de octubre en Consejo Federal, máximo órgano de decisión democrática entre asambleas federales con representación de los diferentes colectivos que conforman la organización, ha decidido secundar la manifestación convocada el 22 de octubre en Gran Canaria contra la Central de Bombeo Reversible Chira-Soria, convocada en Las Palmas de Gran Canaria a las 11 de la mañana en el Parque San Telmo. Hacemos un llamamiento a la ciudadanía para la participación en la misma, con el objetivo de visibilizar el descontento hacia un modelo económico y una transición energética con un gran impacto ambiental, injustos socialmente y a la medida de los grandes poderes económicos y las transnacionales.

Ben Magec-Ecologistas en Acción, como ha venido haciendo en las alegaciones presentadas al mismo, insiste en su cuestionamiento del proyecto con los siguientes argumentos:

·El proyecto actualmente sobre la mesa conlleva grandes afecciones a zonas de alto valor ambiental que se encuentran dentro de la Red Natura 2000 y están declaradas como Zonas de Especial Conservación por la Unión Europea: ZEPA Ayagaures y Pilancones, ZEC Franja Marina de Mogán, ZEC El Nublo II y ZEC Macizo de Tauro II. Además, lo aprobado por el Gobierno de Canarias y promovido por el Cabildo de Gran Canaria contraviene los informes técnicos de la propia corporación insular en aspectos de gran impacto como el tendido aéreo de alta tensión, que incumple el Plan Insular de Ordenación y el Plan Territorial de Corredores Eléctricos.

·Existe el riesgo de que con  la puesta a disposición de la multinacional Red Eléctrica, los embalses de Chira y Soria por un plazo temporal que puede alcanzar los 75 años, no se desprende de la documentación estudiada las garantías de la gestión hídrica del barranco de Arguineguín y de la isla en general, al no disponer las instituciones competentes libremente de esas infraestructuras para la gestión pública de las aguas y para garantizar que se destinen a los usos prioritarios.

·En ninguno de los documentos de planificación hidrológica del Consejo Insular de Aguas se prevé la existencia de centrales de bombeo reversibles alimentadas por estaciones desaladoras de agua de mar y cuyo destino sea el uso industrial para el almacenamiento de energía eléctrica y el uso para riego agrícola. Además, desde el punto de vista de la eficiencia, es cuestionable subir agua desalada a la cumbre mientras la que nace en las cabeceras de barranco baja a la costa, pudiendo ser sustituida por aguas regeneradas.

• La organización Ben Magec-Ecologistas en Acción es plenamente consciente de la emergencia climática global, de la crisis de abastecimiento de fuentes energéticas convencionales y, por tanto, del imperativo de transitar hacía un nuevo modelo energético bajo en emisiones de carbono y que facilite una mayor cuota de autoabastecimiento. No obstante, no puede hacerse esta transición a cualquier precio y sin la realización de un proceso de participación de la ciudadanía riguroso.

·Hemos pasado de décadas de absoluta pasividad por parte de las administraciones a un relato de la urgencia, que nos exige que asumamos ciegamente los costes sociales y ambientales del aluvión de infraestructuras de almacenamiento y generación que pretenden implementarse con el objetivo de bajar emisiones. Ello sin que se haya hecho un proceso de planificación estratégica participativa en la que la ciudadanía insular y los diferentes sectores involucrados puedan pronunciarse. No se ajusta a unos mínimos requisitos de exigencia democrática que, mientras se debate el Plan Energético de Canarias, se hayan otorgado ya múltiples concesiones a diversas multinacionales, con la consiguiente afección a sectores vitales como el agrícola.

·La elevada huella de carbono producida por la sociedad canaria no es achacable solo a su sistema eléctrico. Hay que hablar también de la huella de CO2 de nuestro insostenible modelo turístico, nuestro modelo de movilidad que sigue apostando por las grandes infraestructuras y el coche privado, y nuestro abastecimiento alimentario, que importa la mayor parte de lo que consumimos sin determinación para revertir el abandono de la actividad agraria insular.

Lejos de ser la sociedad civil y las entidades públicas las que encabecen la necesaria transición energética, están siendo las grandes empresas y el capital transnacional los que marcan la hoja de ruta sobre dónde y cómo se instalan los proyectos de energías renovables. Previsiblemente, esta presión irá en aumento como consecuencia de la gran cantidad de fondos europeos destinados a este tipo de proyectos. En este sentido es prioritario buscar mecanismos que prioricen instalaciones impulsadas por la iniciativa local y municipal, por las comunidades energéticas y las cooperativas.

La manifestación del 22 de octubre es una oportunidad también para visibilizar el hartazgo social hacia multitud de proyectos ahora mismo en marcha, lesivos para un territorio limitado y castigado como el nuestro, que vuelven a incidir en la vieja receta del crecimiento desmesurado, la apuesta por la expansión urbana, las carreteras y obras sobredimensionadas y la hipertrofia del sector turístico que buena parte de la sociedad civil lleva años sufriendo y denunciando. Algunos de ellos están suscitando una gran respuesta social, como el proyecto Cuna del Alma, las regasificadoras del Puerto de La Luz y Granadilla, los hoteles ocupando el dominio público marítimo terrestre en las Dunas de Corralejo, los trenes, la tangencial de Telde y un sinfín de conflictos territoriales.

Las grandes infraestructuras como las dos nuevas centrales térmicas de gas,  la ocupación masiva de espacios agrícolas con energía solar, los grandes parques eólicos marinos o terrestres y la propia central Chira-Soria, más allá del debate sobre su mayor o menor idoneidad como sistema de producción, almacenamiento y regulación, son indicativos de un modelo de transición energética previsto para el conjunto del archipiélago donde poco se habla de la necesidad del ahorro y eficiencia energética y la reducción del consumo. La penetración de las renovables se plantea solamente como un fin en sí mismo, vinculadas a grandes procesos especulativos en suelo rústico, y no como una oportunidad para desarrollar un modelo energético que empodere a la ciudadanía y a las instituciones públicas. Se facilita el desembarco de megaproyectos de multinacionales que bajo la figura de “interés general” pasan por encima de la protección de los espacios naturales y el suelo rústico, inutilizando el mismo para otros usos prioritarios y ocupando espacios con alto valor ecológico. A este respecto, es necesario recordar que el Plan de Transición Energética 2030 se encuentra actualmente en exposición pública por un periodo de tiempo que, como viene siendo costumbre, es incomprensiblemente corto para un tema tan complejo y trascendental para nuestro devenir como pueblo y el futuro de nuestro territorio.

Los siguientes colectivos, asistentes al Consejo Federal de Ben Magec-Ecologistas en Acción de fecha 8 de octubre de 2022, han decidido secundar la manifestación convocada el 22 de octubre en Gran Canaria contra la Central de Bombeo Reversible Chira-Soria:

– Ecologistas en Acción de Tenerife

– Coordinadora Ecologista El Rincón

– La Centinela Ecologistas en Acción

– Asociación Biocultural La Foresta

– Turcón – Ecologistas en Acción

– La Vinca Ecologistas en Acción

– ASCAN

– Ecologistas en Acción de Las Palmas de Gran Canaria

– Imidauem

– Mojo de Caña

– La Carrucha Verde

– Agonane Ecologistas en Acción

– Selvican

Nutrida participación en la ruta por el Arbolado Urbano de Telde

Con la participación de expertos en la materia, como Eduardo Fránquiz especialista en la palmera canaria y su conservación; Miguel Pérez, trabajador del sector especializado en arbolado urbano y el historiador José Ángel Rodríguez Fleitas. Todos ellos aportaron sus conocimientos sobre el arbolado urbano de Telde.

Acompañaron esta ruta los concejales Álvaro Monzón y César Santana en esta mañana de domingo.

Destacar, también, la participación de vecinos y vecinas de los entornos de San Juan y San Francisco que con sus vivencias y experiencias fueron aportando conocimiento y enriqueciendo la caminata.

Un recorrido de 4 kilómetros que duró aproximadamente unas cuatro horas. La ruta finalizó en la Casa Verde, conociendo el aguacatero gigante, un ejemplar que acaba de ser declarado “singular” por el Pleno Municipal, en el recién aprobado primer catálogo de árboles singulares del municipio.

La importancia de los árboles en la ciudad

Los árboles, los espacios verdes urbanos, los ejemplares singulares, mejoran el medio ambiente, ennobleciendo nuestras ciudades. Estos elementos vegetales constituyen un patrimonio arbóreo único que forma parte de la memoria y cultura de un pueblo y son precursores de la biodiversidad en las ciudades, lo que implica que sea de interés público su protección y conservación el preservarlos de cualquier atentado que desmejore su estado o supervivencia. Hay que señalar que tanto estos espacios arbolados como los ejemplares aislados son centros de atracción y de interés con una función educativa, cultural, social y económica. Por lo cuál la educación y concienciación medioambiental se convierten en una herramienta educativa fundamental en busca del respeto, la conservación y la sensibilización ciudadana.

Parque Arnao fue el punto de encuentro

El inicio del itinerario a pie fue en el parque de Arnao, lucha ecologista de finales de los años 80 y principios de los 90, donde existieron excelentes dragos singulares, así como, la idea primigenia del centro ambiental de recursos ecológicos de la Casa Verde. Se comprobó la influencia inglesa de plantar césped en los parques y lo costoso, desde el punto de vista hídrico y ambiental, así como, la creación de un paisaje artificial importado.

Desde esa zona se bajó al aguacatero junto al IES José Arencibia Gil, testigo privilegiado del Telde agrícola, junto al monumento a Hiroshima. Fue lugar para la descripción y reseña histórica de la construcción de la Avenida del Cabildo e inicio de la destrucción de la Vega platanera teldense. Con el recuerdo de la lucha estudiantil por la permanencia del aguacatero que a punto estuvo de sucumbir al trazado y las palas de la construcción de dicha vía, además de la implicación del recién creado Colectivo Ecologista Telle, hoy desaparecido. Corría el año 1982.

Se avanzó por la calle el Salvador, conociendo los conflictos generados con los árboles en las aceras, y reflexionando cómo afrontarlos, llegando al Rincón de Sventenius y los tulíperos del Gabón, en la zona de La Mareta.

En la calle El Roque se explicó el origen volcánico de este nombre, así como se vio la fachada oeste de la antigua finca de Arnao, con una placa, jardines y árbol monumental, pino de oro junto a un ficus.

La protección y conservación de los suelos fue tema recurrente por su relación con la salud y supervivencia de los árboles en la ciudad; también la palmera canaria y las plagas que les atacan se vieron como un tema a tratar con una visión más integral y con nuevos criterios. Un análisis que fue expuesto es la necesidad de una mayor presencia de nuestra flora canaria por su capacidad de adaptación al medio y sus menores requerimientos en riegos.

En la zona histórica de San Francisco se vio el ciprés singularizado y el árbol bonito de San Francisco. Se continuó hasta la plaza de la Ermita de San Pedro Martín, donde se contemplan los ejemplares de Palmeras del Bailadero, también en el catálogo de árboles singulares, así como la palmera más alta de Telde, con 32 metros de alto. En la plaza de San Francisco se dedicó un testimonio a los dragos y se habló del de la Latonería del Diablo, trasladado a este lugar y que terminó por sucumbir por la acción insensible de un vecino. Otro drago que ya no se encuentra entre nosotros es el de la casa de los Arocha, un ejemplar centenario desaparecido en el San Juan patrimonial.

Finalizó la ruta en la Casa Verde municipal de la zona de Cendro conociendo el aguacatero más grande del municipio, singularizado por el Cabildo y el Ayuntamiento mediante sus catálogos de protección, y con una degustación de sandías y melones de producción local aportada por Alborinco y que animó a los asistentes a la compra de dichos productos cultivados en el municipio.