• Archivos

  • Archivo por días

    noviembre 2014
    L M X J V S D
    « Oct   Dic »
     12
    3456789
    10111213141516
    17181920212223
    24252627282930
    • 793.445
  • Comentarios recientes

    Presentan alegacione… en TURCÓN PRESENTA ALEGACIONES AL…
    Medioambiente: ‘Del… en Programa anual 2019. Compromis…
    La diferencia entre… en Turcón considera intolerable l…
    Directorio 15M en Denuncia a Europa: en defensa…
    fincalacoruja en LA LEY DEL SUELO, UN AÑO …
  • Meta

  • Categorias

  • Anuncios

Acción directa de Turcón en la Montaña de Santidad

De todos es conocida la Montaña volcánica de Santidad, pues fue una lucha del colectivo a través de muchos años. La misma fue elegida como zona extractiva por parte de la administración en concreto por la Dirección General de Minas, con competencias en el tema, que concedió un permiso minero en aquel momento al empresario Teófilo Lóp0ez. El lugar es una zona emblemática de Telde con características singulares que merecían ser protegidas y fue por ello el lugar de batalla para el colectivo Turcón que a sabiendas de la imposibilidad de paralizar la actividad, trató durante mucho tiempo de encorsetarla a que la realizara solo en los puntos en que fue permitida su actividad. Pero las apetencias insaciables del extractor, la avaricia del mismo, nos obligaba una y otra vez a presentar denuncias por ello y hacer alguna que otra acción directa para que impactara en la sociedad a través de los medios de comunicación.

Esta avaricia la han heredado los herederos, no solo en continuar la actividad, pues los permisos habilitantes, las autorizaciones que disponía Teófilo López, prescribieron con su fallecimiento, sino que se han extralimitado mucho más de las zonas autorizadas.
La montaña de Santidad era un cono volcánico (que tenía su cima culminante) que está siendo desmantelada a pesar de no tener ningún tipo de autorización anta la pasividad de las administraciones públicas.
Fechas pasadas miembros del Colectivo Turcón se personaron en el lugar a comprobar la situación, fotografiar y dejar constancia del avance “irresponsable” de las extracciones de picón.
Vista la situación de gravedad y después de denunciar los hechos en la Fiscalía del Medio Ambiente y que aparentemente no ha surtido efecto alguno, hoy el colectivo Turcón y de forma simbólica pretende paralizar la extracción a todas luces ilegal, , pues los permisos habilitantes que supuestamente disponía el empresario fallecido dejaron de tener efectividad y por tanto nos atrevemos a decir que ésta extracción es ilegal y con la connivencia de la administración que tiene como deber el velar por el medio ambiente, la naturaleza y los valores ecológicos que el lugar aún conserva.

Anuncios

Es como si el Gobierno español defendiera y fomentara la piratería.

Algo muy grave está ocurriendo en este país cuando el Gobierno, en manos del Partido Popular, se jacta de utilizar los medios públicos de la Armada española para defender los intereses privados de una transnacional petrolera, atacando y agrediendo indiscriminadamente a los activistas de Greenpeace del barco Artic Sunrise.

Por Gilberto Manuel Martel Rodríguez

Por Gilberto Manuel Martel Rodríguez

Es necesario recordar que el Artic Sunrise es un barco adquirido por Greenpeace en 1995 y que lleva casi 20 realizando acciones con vocación de servicio público en defensa del medio ambiente y el interés general. Inició su trayectoria recorriendo instalaciones petrolíferas en el Mar del Norte, para después incorporarse a la campaña en defensa del Mediterráneo. En España ha participado en la defensa del litoral frente a la especulación, documentando la pesca de inmaduros e impidiendo la pesca con redes de deriva ilegales. En 2005 ya estuvo en Canarias durante 9 días: en Tenerife denunció el proyecto del puerto de Granadilla y en Fuerteventura solicitó la creación de un Parque Nacional en el norte de la isla.

En cambio REPSOL es en realidad una transnacional privada cuyo accionariado está, en su mayoría, en manos de capital y fondos de inversión extranjeros, no dedicados ni siquiera a negocios energético, sino a dar valor al capital de sus accionistas, importándoles muy poco el origen de la actividad o las consecuencias sobre la sociedad y el entorno. No se justifica la defensa de REPSOL por parte de la Armada española, a lo que no era más que un acto reivindicativo y pacífico, atacando de forma violenta y temeraria a los activistas del Artic Sunrise.

Es como si el Gobierno español defendiera y fomentara la piratería.
Sigue leyendo

SALVAJE ATAQUE A LOS ACTIVISTAS DE GREENPEACE

LA FEDERACIÓN BEN MAGEC – ECOLOGISTAS EN ACCIÓN MANIFIESTA SU MÁS ENÉRGICA DENUNCIA AL GOBIERNO Y AL EJÉRCITO ESPAÑOL, POR SU SALVAJE ATAQUE A LOS ACTIVISTAS DE GREENPEACE  CUANDO HACÍAN UN ACTO PACÍFICO DE PROTESTA CONTRA LOS INICIOS DE LAS PROSPECCIONES PETROLÍFERAS EN AGUAS PRÓXIMAS A CANARIAS.

Ben magec logo
Esta violenta acción por parte del gobierno, defendida inmediatamente por el ministro Soria desde su puesto de mando, deja cada vez más claro que el PP, bajo una falsa apariencia de cumplir las leyes y el interés general (ahora hablan de seguridad nacional), pone a buena parte de los aparatos del estado a disposición de los mezquinos intereses de una trasnacional privada, como es REPSOL.

No sólo el ejecutivo y buena parte de las más altas instancias jurídicas se han plegado a dichos intereses, sino que ahora es el propio ejército, quién custodia y defiende un proyecto que ha sido y es rechazado por la mayor parte de la sociedad canaria y de sus más altas instituciones. Las mismas fragatas del ejército que vigilan los intereses petroleros españoles en el Golfo de Guinea, que saquean las riquezas de países sumidos en la miseria, actúan hoy en nuestras aguas. Ese sería el escenario habitual en nuestras pacificas costas de proseguirse la apuesta por la explotación petrolífera en Canarias.
Ben Magec-Ecologistas en Acción recuerda que REPSOL es en realidad una transnacional privada cuyo accionariado está, en su mayoría, en manos de capital y fondos de inversión extranjeros, no dedicados ni siquiera a negocios energético, sino a dar valor al capital de sus accionistas, importándoles muy poco el origen de la actividad o las consecuencias sobre la sociedad y el entorno.

Sigue leyendo

A %d blogueros les gusta esto: