• Archivos

  • Archivo por días

    octubre 2010
    L M X J V S D
    « Sep   Nov »
     123
    45678910
    11121314151617
    18192021222324
    25262728293031
    • 798.830
  • Comentarios recientes

    Jose en Diego Conde ya tiene su p…
    Presentan alegacione… en TURCÓN PRESENTA ALEGACIONES AL…
    Medioambiente: ‘Del… en Programa anual 2019. Compromis…
    La diferencia entre… en Turcón considera intolerable l…
    Directorio 15M en Denuncia a Europa: en defensa…
  • Meta

  • Categorias

Noam Chomsky y las 10 Estrategias de Manipulación Mediática

El lingüista Noam Chomsky elaboró la lista de las “10 Estrategias de Manipulación” a través de los medios, conviene saberlas, especialmente en los tiempos que corren.

1. La estrategia de la distracción

 

Noam Chomsky-Lingüista, filósofo, activista y analista político, fundador de la gramática generativa.

 

El elemento primordial del control social es la estrategia de la distracción que consiste en desviar la atención del público de los problemas importantes y de los cambios decididos por las elites políticas y económicas, mediante la técnica del diluvio o inundación de continuas distracciones y de informaciones insignificantes. La estrategia de la distracción es igualmente indispensable para impedir al público interesarse por los conocimientos esenciales, en el área de la ciencia, la economía, la psicología, la neurobiología y la cibernética.

“Mantener la Atención del público distraída, lejos de los verdaderos problemas sociales, cautivada por temas sin importancia real. Mantener al público ocupado, ocupado, ocupado, sin ningún tiempo para pensar; de vuelta a granja como los otros animales (cita del texto ‘Armas silenciosas para guerras tranquilas)”.

2. Crear problemas y después ofrecer soluciones

Este método también es llamado “problema-reacción-solución”. Se crea un problema, una “situación” prevista para causar cierta reacción en el público, a fin de que éste sea el mandante de las medidas que se desea hacer aceptar. Por ejemplo: dejar que se desenvuelva o se intensifique la violencia urbana, u organizar atentados sangrientos, a fin de que el público sea el demandante de leyes de seguridad y políticas en perjuicio de la libertad. O también: crear una crisis económica para hacer aceptar como un mal necesario el retroceso de los derechos sociales y el desmantelamiento de los servicios públicos.
Sigue leyendo
A %d blogueros les gusta esto: